Relación de los Círculos Menores Italicus A

S. E. R. Mons. Salvatore FISICHELLA
Arzobispo titular de Voghenza
Presidente del Pontificio Consejo para la Promoción de la Nueva Evangelización
(Ciudad del Vaticano)

Viernes, 19 de octubre de 2012

Se ha reflexionado, en primer lugar, sobre el contexto cultural que presenta las características del secularismo como último acto de un proceso de secularización mucho más amplio, que posee elementos de indiscutida complejidad. Este horizonte de pensamiento se ha considerado, ya en los graves desafíos que plantea a la fe, ya como una oportunidad ofrecida a la comunidad creyente para renovar las propias categorías de pensamiento y de lenguaje. Benedicto XVI ha reafirmado varias veces la importancia de “alargar la razón”.

Este compromiso se hace tanto más necesario cuanto más nos encontramos en un contexto cultural fuertemente marcado por el progreso de la ciencia y de la razón técnica. Se hace, pues, indispensable para nosotros, elaborar nuevas categorías del saber teológico, capaz de expresar con mayor coherencia los contenidos del misterio y de la comunión. Es necesario ofrecer, además, una nueva visión de la antropología, que muestre la importancia de la persona como relación, fuente de relaciones interpersonales, de comunión y de amor. Es necesario, de todas formas, que se encuentre la fuerza para salir de los diversos esquemas culturales impuestos por el secularismo, que no consienten reconocer los límites y las contradicciones de algunos estilos de vida. En este contexto, la Nueva Evangelización es importante para evidenciar que la misión de la Iglesia en su evangelizar sabe apreciar los aspectos basilares de lo humano y de la creaturalidad como elementos fundamentales en los que injertar el anuncio de Jesucristo. De gran importancia es el reconocimiento del “diálogo” como un lenguaje que nos es propio y que consiente relacionarnos con “dulzura, respeto y recta conciencia” (1 P 3, 16) con cuantos son destinatarios de nuestro anuncio.

Es un destinatario al que, con frecuencia, nuestra palabra llega como un primer anuncio que lo alcanza en aquella situación existencial que impone la atención a las preguntas de sentido que anidan en el corazón de cada hombre. Juntamente con el diálogo, se ha subrayado nuestra dedicación necesaria al anuncio que puede llegar hasta el martirio. En nuestra cultura esto asume rasgos de una forma de marginación y control del lenguaje hasta llegar a la mofa de la fe.

Se juzga importante una mayor atención para circunscribir el concepto de Nueva Evangelización. La vida de la Iglesia se expresa en su pastoral ordinaria; en ésta, mientras se debe sostener la conciencia de la missio ad gentes, es necesario que se refuerce y se concrete la Nueva Evangelización. Ésta tiene como primer destinatario al creyente que debe encontrar las razones de su fe y, por eso mismo, convertirse en evangelizador. Además, a cuantos han perdido la fe y por diversas causas se han alejado de la vida de la comunidad; finalmente, a cuantos desean creer y buscan personas capaces de comunicarles la alegría del encuentro con Cristo.

No hemos olvidado considerar que la urgencia de la Nueva Evangelización impone también un serio examen de conciencia sobre los diversos aspectos de la pastoral que se han esclerosado con el tiempo y no consienten expresar la fuerza de la fe, su originalidad y lo específico del cristianismo. Por esto se vuelve importante la expresión “conversión pastoral”, como conciencia de una renovada exigencia de atención al momento presente y a las preguntas de nuestro mundo contemporáneo.

Un capítulo importante ha sido el de la liturgia. El arscelebrandi puede ayudar a descubrir la belleza del misterio evocado. En ésta entra el gran papel desempeñado por la homilía. El sacramento de la reconciliación debería regresar al centro de la vida creyente; ha de ser visto mayormente como experiencia del encuentro con la misericordia de Dios que va al encuentro de todos con el perdón. Juzgamos importante que en cada diócesis se pueda individuar uno o más lugares (catedral, santuario,…), en los que los fieles puedan tener la certeza de encontrar siempre un sacerdote dispuesto a ayudarles en su camino de conversión.

Un ulterior tema ha tocado los temas relativos al estilo de vida de los creyentes, a los diversos rostros con los que se expresa la caridad y al papel desempeñado por las diversas categorías de personas. Una atención particular se ha de dar al mundo juvenil y a la familia en su insustituible papel de transmisión de la fe. No hemos olvidado el tema de los “abuelos”, que son una preciosa ayuda en la transmisión de la fe. Un ulterior tema ha estado marcado por la exigencia de saber presentar el cristianismo a nuestro mundo contemporáneo. Esto se impone para superar la fragmentariedad de la cultura de nuestros días, y para encontrar de nuevo la unidad fundamental de nuestro creer. Esta apología de la fe se desarrolla en diversos pasos: debe presentar, en primer lugar, a los creyentes las razones del acto de fe y la unión intrínseca con la verdad de sus contenidos; se hace, además, presentación para muchos que con frecuencia tienen conocimientos vagos, no rectos y falsos.

Se ha tratado de la importancia del Credo como una preciosa síntesis de la fe, que merece ser estudiado y aprendido de memoria y convertirse de nuevo en la oración cotidiana de los creyentes. En este horizonte, la catequesis se ha impuesto con toda su importancia en la formación de los creyentes en vista de la Nueva Evangelización. Se ha reafirmado que el Obispo pueda descubrir de nuevo su peculiar actividad desarrollando la catequesis en la propia catedral. Finalmente, los temas vinculados con la comunicación de la fe y con sus diversas formas de expresión: desde la piedad popular y las peregrinaciones, hasta las formas más modernas de comunicación.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Círculos Menores, Congregaciones Generales, Documentos, Intervenciones. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Relación de los Círculos Menores Italicus A

  1. Luis Alfonso de Blas dijo:

    Clarividente, muy oportuno y concreto. Esplendida propuesta para al NE.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s