Intervención de Mons. François Lapierre, Obispo de Saint-Hyacinthe

S. E. R. Mons. François LAPIERRE, P.M.E.
Obispo de Saint-Hyacinthe
(Canadá)

Sábado, 13 de octubre de 2012

El nº 130 del Instrumentum Laboris afirma que “la doctrina social de la Iglesia es anuncio y testimonio de la fe. Es instrumento y fuente imprescindible para educarse en ella”.

El Instrumentum Laboris es, por un lado muy rico, pero por otro más bien débil a la hora de tratar la relación entre la nueva evangelización y la doctrina social de la Iglesia. El íntimo vínculo que existe entre el anuncio del Evangelio y el servicio de la Justicia y la Paz me parece que no está suficientemente desarrollado.

Esta situación tiene el riesgo de mostrar la nueva evangelización como una respuesta a los problemas internos de la Iglesia y no suficientemente como una contribución única al desarrollo de la justicia y la paz en el mundo.

La crisis económica actual ha puesto al descubierto que la avaricia y la codicia han roto los nexos de sentido, separando la economía de su dimensión social en la vida humana.

Estos nexos no se podrán reencontrar más que mediante el amor, la fraternidad y la amistad, que se deben expresar no sólo en las relaciones interpersonales, sino también en la vida económica y la vida comercial, como indica muy bien la carta encíclica del Papa Benedicto XVI Caritas in Veritate.

En este contexto, es muy importante que la Iglesia se muestre como una fraternidad, un cuerpo, el Cuerpo de Cristo. La comunidad ya es un anuncio del Evangelio de Dios.

En la iniciación cristiana, con frecuencia separamos el amor y la justicia, el camino de la fe de las realidades sociales y políticas. Es urgente desarrollar una cultura de la solidaridad.

Los grandes misioneros, a lo largo de los siglos, supieron unir el anuncio audaz del Evangelio de Cristo y el compromiso por los pobres. A menudo sus gestos decían más que sus palabras.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Congregaciones Generales, Documentos, Intervenciones. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Intervención de Mons. François Lapierre, Obispo de Saint-Hyacinthe

  1. Pingback: Novena Congregación del Sínodo de los Obispos | Iglesiaactualidad

  2. Luis María Goicoechea dijo:

    Mons. François Lapierre, muchas gracias por su intervención en el Sínodo. Ha señalado usted alguna ausencia y, al mismo tiempo, ha presentado una propuesta sobre un asunto central: “Es urgente desarrollar una cultura de la solidaridad”.
    Como usted bien sabe, con varios amigos hemos reflexionado recientemente sobre la necesidad de una presencia mayor de la Doctrina Social en los trabajos sinodales. Así, la acción caritativa de cada persona bautizada y de cada comunidad eclesial recibirán la iluminación teológica, los criterios de discernimiento, las pautas de actuación que acompañen nuestra vida cristiana.
    Seguimos de cerca la información sobre el Sínodo y rezamos por todos ustedes.
    Luis María Goicoechea

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s